Sociedad

Gatos: chau ovillos de lana, hola redes sociales

por Revista Magna

28/02/2013

De la mano de dos emprendedores malayos llegó Catmoji, para compartir la pasión por tu mascota. Si bien dicen que quieren que sea “Facebook para gatos”, su diseño es muy parecido al de Pinterest.

Gatos: chau ovillos de lana, hola redes sociales

Queridos amigos dueños de gatos: ¿alguna vez descubrieron a su felino mirando celosamente su computadora? ¿O se preguntaron por qué camina por el teclado? Resulta que no está tratando de llamar tu atención o de buscar el calor de tu regazo. Está intentando sacarte de Facebook para poder tener su turno.

Bueno, sabemos que esto no es realmente así, pero estas mascotas merecían desde hace un tiempo su propia red social. Y ahora, gracias a una pareja de emprendedores de Malasia, encontraron una digna de ellas.

El sitio en cuestión es Catmoji, obra de Matthew Phiong y Koekoe Loo Wan Koe. "Queremos ser Facebook para gatos", le dijeron los programadores de Penang a Betabeat.

Sin embargo, no es Facebook la primera red social que se te va a venir a la cabeza cuando veas el diseño:

Cualquier parecido con Pinterest -página web para compartir imágenes que permite a los usuarios crear y administrar, en tableros personales temáticos, colecciones de imágenes como eventos, intereses, hobbies y mucho más- no es pura coincidencia. Dado el atractivo internacional de los gatos y el inglés más bien flojo de los fundadores de Catmoji esto probablemente era lo mejor.

A la hora de elegir una fotografía para su perfil los usuarios podrán escoger entre distintos avatares ya creados, denominados “Catvatars” para “mostrar al mundo qué tipo de gato eres” (lindo, divertido, feliz...). Los usuarios también pueden acompañar sus fotografías y comentarios a través de una serie de emojis (término japonés para los caracteres de imágenes o emoticones utilizados en mensajes electrónicos y páginas web japonesas) que se adjuntan a ellos, así como una serie de insignias, que los usuarios han de desbloquear, siempre con motivos “gatunos”. Para poder formar parte de esta red social es necesario recibir invitación.

Catmoji se lanzó en la víspera de Navidad, por lo que todavía no tiene un número impresionantes de usuarios. Sin embargo, dada la obvia pasión de sus fundadores por el tema, vamos a mantenernos pendientes de su crecimiento.