Sociedad

Metrobús en la 9 de julio, ¿el fin del tráfico?

por

30/07/2013

Metrobús en la 9 de julio, ¿el fin del tráfico?

Luego de siete meses de obra y caos de tránsito en el centro porteño, el miércoles 24 de julio se inauguró el nuevo circuito de transporte rápido. Revista Magna te acerca toda la información para saber cómo utilizarlo.

Por Melina Abálsamo 

El Metrobús ya es una realidad. Se estima que este sistema de transporte rápido será utilizado por 250 mil pasajeros por día a bordo de 1200 colectivos, lo que significa 180 servicios por hora. El objetivo es descomprimir el tráfico de la avenida entre Retiro y Constitución y unir la provincia de Buenos Aires con la Capital Federal.

De esta manera quedaron en el centro porteño cuatro carriles centrales exclusivos para transporte público y diez para tránsito pasante, los que permitirán hacer el trayecto de 3 kilómetros que va desde avenida San Juan hasta la calle Arroyo en aproximadamente 15 minutos, menos de la mitad del tiempo que demandaba hasta ahora. De acuerdo a la información oficial, las estaciones del nuevo Metrobús están equipadas con cámaras de seguridad, pantallas que brindan información en tiempo real y servicio de Wi-Fi.

La 9 de julio, antes y después del Metrobús. Imagen: Internet

Durante dos semanas, todos los colectiveros que transitarán por el Metrobús de la 9 de julio recibieron una capacitación de dos semanas por parte del Gobierno de la ciudad. La regla N°1 es no circular a más de 30km/h. Otra de ellas es que no podrán sobrepasar a otros colectivos, como lo suelen hacer en otras arterias de la ciudad

Los colectivos que circulan por los carriles exclusivos son la línea 9 (ida a Villa Caraza y regreso a Retiro), 10 (ida a Villa Domínico y regreso a Palermo), 17 (ida a Wilde y regreso a Facultad de Derecho) y 45 (ida a Wilde y regreso a Ciudad Universitaria). También lo harán las líneas 59 (ida a La Lucila y regreso a Estación Buenos Aires), 67 (ida a Villa Martelli y regreso a Hospital Rawson), 70 (ida a Retiro y regreso a Hospital Ferroviario), 98 (tanto el recorrido troncal de Balneario Quilmes a Plaza Miserere como el Ramal 116, que sale de Barrio Gráfico), 100 (ida a Estación Lanús y regreso a Puerto Nuevo), y la línea 129 (en sus tres ramales La Plata-Retiro por Autopista, La Plata-Retiro por Constitución y La Plata-Once por Constitución).

Por otra parte, las líneas que circularán por las calles laterales y no pasarán por el corredor Metrobús son la 5, 6 y 24. También recorrerán las laterales y no el circuito rápido la línea 53, 75 y 98.

Por su parte, los recorridos de líneas que circulan por las calles del microcentro y no pasan al corredor de Metrobús también sufrirán modificaciones. El nuevo recorrido de la línea 7 en el sentido sur será Av. Leandro N. Alem – Av. Rivadavia – Bolívar – Av. de Mayo, mientras que el de la línea 11 abarcará las calles Paraguay –Talcahuano – Av. Corrientes – Av. Presidente Roque Sáenz Peña.

La idea de un autobús de tránsito rápido fue desarrollada en los años 1970 en Curitiba, Brasil. Imagen: Internet

Este sistema de transporte rápido es el segundo utilizado en Capital Federal, ya que el primero en inaugurarse fue el Metrobús de la Av. Juan B. Justo, que une la Estación Liniers con Pacifico. Lo utilizan alrededor de 100 mil personas por día. En total son siete líneas de colectivo que usan los carriles. La 166 de punta a punta, la 34 casi en toda su extensión, y las 53, 99, 109, 110 y 172 que la utilizan en distintos tramos.

Metrobús en el mundo

El primer sistema Bus Rapid Transit (autobús de tránsito rápido) es la Rede Integrada de Transporte en Curitiba, Brasil, traducido como Red Integrada de Transporte, que entró en servicio en 1974 e inspiró el TransMilenio de Bogotá, Colombia y, posteriormente, muchos otros sistemas en todo el mundo.

Más tarde en Essen, Alemania, y Adelaide, Australia, se crearon sistemas de autobuses guiados. Estos sistemas lograron velocidades promedio más altas. Sin embargo la capacidad de pasajeros de estos sistemas era limitada, haciendo que siguieran siendo considerados como de baja capacidad.

Las ventajas que tuvo este sistema en el mundo fueron muchas: paradas cortas (es decir, abordaje y desabordaje de varias decenas de pasajeros en cortos períodos de tiempo), menor número de paradas (los colectivos de los carriles exclusivos sólo pueden detenerse en estaciones), independencia de la congestión que se presenta en las calzadas de tráfico mixto, por tener una vía segregada y los costos de construcción más económicos que, por ejemplo, un subterráneo.

Los países que ya cuentan con Metrobús son Brasil, Argentina, Bolivia, Canadá, Chile, Colombia, Ecuador, Estados Unidos, Guatemala, México, Panamá, Perú, Puerto Rico, Uruguay, Venezuela, Alemania, España, Francia, Finlandia, Países Bajos, Reino Unido, Turquía, China, India, Indonesia, Nigeria, Sudáfrica, Australia y Nueva Zelanda.