Cultura

Portadas apócrifas: dicen que dijo…

por Marisol González Nazábal

15/07/2013

Cansado de ver que en Internet muchas veces se le adjudican frases célebres (o de las otras) a cualquier persona, el autor de esta fanpage decidió emprender la misma tarea para hacer reír a la gente. Ya que mantiene su identidad “medio en el anonimato” como él explica, a veces se encuentra con gente que celebra los chistes de “Portadas apócrifas” sin saber que es su autor. Entrevista con un cerebro ocurrente, responsable de una de esas páginas de Facebook a las que no se les niega un Me Gusta.

Portadas apócrifas: dicen que dijo…

¿Cómo surgió la idea de “Portadas apócrifas” y quiénes manejan la fanpage?

La idea surgió después del laburo, tomando unas cervezas con amigos. Criticábamos las típicas imágenes de Facebook donde le atribuyen frases a personas que te das cuenta que nunca pudieron decirlas por cuestiones de incoherencia ideológica o temporal, cosas tan irrisorias como si te dijera Aristóteles hablando de marxismo o Maquiavelo criticando que sus obras se compartan gratuitamente en Internet violando sus derechos de autor. Así que decidí hacer de eso una norma y empezar a atribuirle frases a autores imposibles.

El proyecto en sí lo empecé yo sólo, cada tanto mis compañeros del laburo que sabían que andaba en esto me tiraban algún aporte. Ahora hace poco se sumó un amigo con el cual ya habíamos encarado otros proyectos relacionados con el humor.

“Portadas apócrifas” está en Facebook desde el 12 de enero de 2013 y la página ya cuenta con más de 70.000 fans,  ¿Cómo explicas este éxito?

Creo que el éxito tiene que ver con dos factores: en primer lugar es algo rápido, la gente lo lee al momento, así de pasada, con lo cual lo comparten y se viraliza bastante rápido. Es como un grafiti gracioso de esos que uno ve desde el colectivo en plena marcha. En segundo lugar es un humor que, además de bizarro, es bastante anarquista, desacraliza todo: podemos hacer chistes con el Papa, la presidente o quien sea. Y eso a la gente le gusta, o eso parece (siempre hay alguno que se queja).

Portadas apócrifas 1

La viralización de la misma, ¿se dio sólo a través de Facebook o se difundió por otro medio?

Sólo Facebook. En un momento estuvo la idea de hacer otras cosas, pero de momento quedó ahí.

¿Por qué Facebook y no una web o un blog?

Porque la idea es divertirme haciendo las portadas y que la gente se divierta viéndolas, nada más. Una web o un blog requiere más tiempo, dedicación, un diseño, etc. Y eso sería trabajo adicional que, al final de cuentas, es innecesario: a la gente no le importa si pongo un fondo psicodélico o lleno la pantalla de gif’s y animaciones en flash. Quieren reírse: ven la portada, se ríen un poco y ya está.

¿Tomás en cuenta las sugerencias de los fans o todo es creación tuya?

Tomo en cuenta sugerencias de los fans. Muchos de sus aportes han tenido bastante éxito. Al principio ponía “aporte de Fulanito”, pero después dejé de hacerlo porque eso le puede traer problemas en el laburo, la facultad o lo que sea (hubo varias quejas de ese tipo y, de hecho, por eso mantengo mi identidad medio en el anonimato).

¿Obtenes algún rédito económico con “Portadas apócrifas” o la haces por una satisfacción personal? 

No obtengo ni un sólo centavo, es todo ad honorem. Siempre me gustó hacer reír a la gente, soy el tipo que en una fiesta se prepara su whiscola, empieza a hacer reír a sus amigos y al rato está rodeado de gente que ni conoce que se fue sumando y se está matando de risa con las gansadas que dice.

Portadas apócrifas 2

 

¿Cuáles son los temas que más se tocan en las frases?

No hay temas, lo que se me ocurre sale. A veces hay cierta carga política, lo admito, pero le pego a todos: me han dicho kirchnerista, macrista, gorila, pro-imperialista, etc. Y en verdad no se dan cuenta de que soy anarquista, cualquier forma de estado me parece que atenta contra las libertades individuales, me parecen todos la misma porquería. A veces le pego incluso a personalidades que admiro, como Favaloro o Borges. La ciencia, el arte, la política, etc… No es que me propongo abarcar todo sino que el humor mismo no hace distinciones.

¿Cuál es tu frase preferida?

No tengo una preferida; por lo general las más queridas por mí responden a las situaciones en las que surgieron. Hay frases que las recuerdo en contexto (ponele: un amigo diciendo en una fiesta “estás más duro que empanada de bulones”) y me río solo. Pero no es tanto la frase como la situación lo que me hace reír.

¿Qué pasa cuando haces portadas con personajes tan queridos como Cerati y la gente reacciona? ¿Te divierte la provocación?

La gente reacciona porque en este país discriminar quiere decir “te metiste con algo que yo defiendo”. Acá la discriminación pasa por cuestiones egoístas. Si vos discriminás a un esquimal nadie lo va a defender, porque es un tema que a nadie atañe. No busco la reacción, reaccionan solos. Yo me río hasta de mis propias desgracias. El que no entiende eso suele abandonar la página. Habla también un poco de los valores de cada uno: si hago una portada con Favaloro nadie salta, pero si hago una con Cerati sí. Y me parecen más valiosos los aportes que hizo a la sociedad Favaloro que los que pudo haber hecho Cerati (cuya música me encanta): Favaloro le salvó la vida a mucha gente, Cerati no.

Portadas apócrifas 3

Contanos alguna anécdota sobre las frases.

Las anécdotas más locas que suelo tener van en relación a la gente que me conoce en persona y sigue mi página sin saber que soy yo el que la hace. Algunos eventualmente se enteran (a algún amigo se le escapa un “¿Te acordás que la otra vez te reías con la portada de Menem? Bueno, este es el que las hace”). Han llegado a pedirme autógrafos. Yo me mato de risa, no le doy importancia. Lo que hago lo hago por divertirme, el día que ya no me divierta lo dejaré de hacer y punto. No me interesa ni hacerme conocido ni sacar plata de esto (aunque si de la nada vienen unos pesos no los voy a rechazar, obvio: creo que a todos nos gustaría poder vivir de aquello que disfrutamos hacer).

¿Qué le dirías a aquellos que aun no conocen “Portadas apócrifas” a modo de invitación?

Si les gusta el humor bizarro, la anarquía y los sándwiches de bondiola sin chimichurri (a mí me da acidez) que entren en mi página. No van a encontrar nada interesante, pero al menos no les voy a llenar el inicio de su Facebook con poemas de Neruda y Benedetti.